Jardín Zen en nuestro hogar

jardín zen




Hola a todos de nuevo, hoy quiero hablaros de como tener un Jardín Zen en nuestro hogar.

Por todos es sabido que estamos viviendo tiempos difíciles y que ahora más que nunca necesitamos tener la mete mucho más relajada. Todo el tema de la pandemia y los trastornos que nos ha llevado, ha hecho que nuestra mete a veces llegue a su límite. Por este motivo y por aquello de que cada vez pasamos más tiempo en casa, hoy hablamos como tener un jardín zen en casa.

Ya sabéis que yo soy una persona que le gusta siempre inventar cosas en casa. Ando siempre liada con mis manualidades, y la zona de decoración de casa no podía ser de otra manera. Me encanta tener decoración DIY en casa y acompañarlo de mucha naturaleza.

Como nos siempre sé de todos los campos, y el mantenimiento de los jardines es algo que no siempre tengo tiempo para hacer, le encargo este trabajo a Plantarum.es que es la que se encarga de ponerme al día todas las zonas verdes de casa.

Pero bueno vamos al tema del jardín zen, que es lo que nos atañe aquí hoy. Para el jardín zen, he tenido en cuenta el espacio del que dispongo y donde quería colocarlo. Decidí hacer un jardín zen, porque pensé que sería algo que aportaría mucha armonía a nuestro hogar y además algo espiritual. Aclaro que no hace falta tener una mansión para tener un jardín zen. Podemos adaptar la idea a cualquier espacio de casa, tan solo necesitas un poco de imaginación, tiempo y dedicación.

Una vez que hayas decidido el espacio donde vas a poner tu jardín zen, tan solo tienes que pensar si puedes aprovechar algo del espacio que tienes o necesitas comprar algo más de material.

Por tanto ¿Como hacer tu jardín zen interior?, los materiales que vamos a necesitar elementos naturales, los cuales son:

  • Arena con grava blanca
  • Piedras
  • Hierba, musgo, arboles o plantas

Como puedes ver son elementos que son fáciles de encontrar y que quizás puedas adquirir de la naturaleza, sin abusar de la misma. Lo que sería un requisito es el tipo de arena, ya que la necesitaremos de este tipo para que podamos hacer dibujos con un rastrillo en ella.

Aquí os dejo un peque rincón de la terraza de casa. Como podéis comprobar es todo muy artesanal. Compré la arena blanca, y las piedras las he ido recopilando poco a poco. Aproveché un espacio que tenía muerto en la entrada de casa, y tan solo tube que rellenar con piedras blancas toda la parte baja y dejar un espacio destinado a la arena blanca,

Para la zona de la arena blanca podrías pensar que he hecho ahí obra poniendo ladrillos, pero no. Lo que hice fue coger una bañera de conejo, de lo más baja y la pinté de gris piedra. Soy una enamorada de los bonsais, por lo que lo puse en mitad para darle ese toque de naturaleza verde que se necesita y acompañé como unas cuantas cañas de bambú. al principio estaban verdes, pero con el paso del tiempo han ido secándose y han adquirido el color característico. Si vosotros queréis podéis poner unos jarrones de cristal con cañas de bambú verdes, seguro el toque queda genial.

Como podéis ver, no se necesita gran cosa para hacer un jardín zen. Solo echarle imaginación y darle el toque personal que te caracteriza a ti y va con tu hogar. Por cierto e rastrillo no se muestra en la imagen, pero puedes hacértelo tu si eres manitas, y sino en cualquier tienda de decoración puedes adquirirlo.


agosto 31, 2021

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *